viernes, 16 de septiembre de 2016

Bergoglio, el carnicero, asesino de almas.

Bergoglio vicario de Satanás.

Que es un hereje? Un asesino de almas. Castigo de los herejes = El Infierno
Castigo de los que apoyan a los herejes= El Infierno.
Obedecer y rendirle culto a un hereje es = una blasfemia contra el Espiritu Santo, que impugna la verdad que ha sido revelada por Dios a la Iglesia.

Un hereje queda excomulgado ipso facto, fuera de la Iglesia y quienes los apoyan también quedan excomulgados latea sentencia. Un hereje es miembro del cuerpo místico del anticristo y quienes los apoyan también se separan  de la Iglesia católica.

 




Recuerden que el excomulgado Alejandro Bermúdez,  con su cuerno al servicio de la Bestia Aciprensa, ha estado desde el comienzo encubriendo a Bergoglio, incluso utilizando sus programas de ewtn, para engañar a mucho hermanos católicos, para que aceptaran al falso papa Bergoglio y astutamente desmintiendo algunas noticia para ocultar la verdad; como la noticia que había publicado  el ateo Eugenio Scalfari de la entrevista que le hizo a Bergoglio. Mientras Bergoglio predica su doble seudo-magisterio antagónico.


Francisco: “Todos los divorciados que lo pidan serán admitidos” a los sacramentos.
 


Revelaciones Celestiales de Santa Brígida en contra de los laicos apóstatas: "El Señor dijo al segundo hombre, es decir, al que representa a los laicos: “Yo creé todas las cosas para tu uso. Tú me diste tu consentimiento a mí y Yo a ti. Tú me prometiste tu fe y me juraste que me servirías. Ahora, sin embargo, te has apartado de mí como alguien que no conoce a Dios...Te has disociado a ti mismo de la compañía de mis santos y te has integrado en la compañía de los demonios, haciéndote socio suyo..."
Sentencia contra los Laicos Corruptos:
Al segundo hombre, Yo le digo: Dado que tú no quieres mantenerte en la fe que me prometiste ni manifestar amor hacia mí, te enviaré un animal que procederá del torrente impetuoso para devorarte. Y, lo mismo que un torrente siempre corre hacia abajo, así el animal te llevará a las partes más bajas del Infierno. Tan imposible como es para ti viajar corriente arriba contra un torrente impetuoso, igual de difícil será para ti ascender desde el Infierno.

 
 
En las revelaciones celestiales a Santa Brígida Dios dicta Sentencia contra los falsos papas que usurpan la silla de Pedro y contra los sacerdotes que lo secunden:
Después, el Señor continuó, diciendo al primero de los cinco hombres: “La espada de mi severidad atravesará tu cuerpo, entrando desde lo alto de tu cabeza y penetrando tan profunda y firmemente que nunca podrá ser sacada. Tu asiento se hundirá como una piedra pesada y no cesará hasta que alcance la parte más baja de las profundidades. Tus dedos, es decir, tus consejeros, arderán en un fuego sulfuroso e inextinguible.

Tus brazos, es decir, tus vicarios, que debieran de haber conseguido el beneficio de las almas, pero que en su lugar consiguieron provechos mundanos y honores, serán sentenciados al castigo del que habla David: ‘Que sus hijos queden huérfanos y su mujer viuda, que los extraños le arrebaten su propiedad’. ¿Qué significa ‘su mujer’ sino el alma que ha sido separada de la gloria del Cielo y que quedará viuda de Dios? ‘Sus hijos’, es decir, las virtudes que aparentaron poseer y mi gente sencilla, aquellos que se les sometieron, serán apartados de ellos. Su rango y propiedad caerá en manos de otros, y ellos heredarán la eterna vergüenza en lugar de su rango privilegiado.

Sus mitras se hundirán en el barro del infierno y ellos mismos nunca se levantarán de él. Por ello, lo mismo que el honor y el orgullo que alcanzaron sobre otros aquí en la tierra, se hundirán en el infierno tan profundamente, más que los demás, que les será imposible levantarse. Sus extremidades, o sea, todos los sacerdotes aduladores que les secunden, serán separados de ellos y aislados, igual que una pared que se derrumba, en la que no quedará piedra sobre piedra y el cemento ya no se adherirá a las piedras. La misericordia nunca les llegará, porque mi amor nunca les calentará ni les repondrá en la eterna Mansión Celestial. En su lugar, despojados de todo bien, serán eternamente atormentados junto a sus líderes.


 

Todos los  católicos estamos obligados a denunciar a Bergoglio como hereje formal y apóstata, que pone en peligro la fe católica y en peligro la salvación de muchísimas almas. Estamos obligados a denunciarlo y a rechazarlo por completo, aunque la prensa liberal lo siga encubriendo.  Porque los cómplices de Bergoglio  recibirán  el mismo castigo del fuego eterno.

 

Código de Derecho Canónico, canon 1935 parágrafo 1: "Sin embargo cualquier fiel puede siempre denunciar el delito de otro para pedir satisfacción o resarcimiento de daños, o también por amor a la justicia, para que se repare algún escándalo o mal."

4 Mondo el Código de Derecho Canónico, canon 1935 parágrafo 2: "Más aún existe la obligación de denunciar en todos aquellos casos en que esta obligación la imponen alguna ley o precepto peculiar legítimo, o bien el mismo derecho natural por razón de peligro de la fe o de la religión o a causa de algún otro mal público inminente."  

 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Carta abierta para rechazar la herejía de Bergoglio y apoyar a Don Minutella

Como Vara de Almendro Reproducimos la carta abierta de nuestro estimado y joven colaborador, Isaac, García Cebrián, dirigida al...